Querida Pantalla de Word en Blanco

Cuando me miras me intimidas, me obligas a pensar, pero mis ideas no conectan. Tras varios intentos fallidos trato de rendirme. Sin embargo, tu desafiante mirada — una línea vertical que me habla en morse — me parpadea cada segundo y me dice que no me rinda, que insista, que te dome y que tatue lo que quiera sobre ti. En ese momento tome valientemente el teclado y así mis miedos se fueron desvaneciendo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s